martes, 6 de diciembre de 2016

Metaformosis.


La noche rezumaba sangre.

Apestaba a humano.

Solo un lobo puede sentir la noche ensangrentada. Ese rojo delicioso y cálido.

Visiones. Una mujer besada por el fuego lo reclama como suyo. Y el batir de alas... Eventualmente caerá. No se puede volar le dice una voz de labios sensuales. No hay lobos con alas.

Con cuidado el lobo camina sobre la nieve olisqueando el aire. Presintiendo la comida por llegar. En su garganta murieron todos los sonidos y el silencio lo envolvió como un perfume.

...no sabes nada...

Recuerda que alguna vez amaste.

Eso

Ame una vez. Y esa muerte aún duele.

Esto es la muerte. Este silencioso caminar entre sombras y sueños. Recordando para toda la eternidad lo que hiciste o dejaste de hacer.

Un infierno helado para nosotros le respondió un hombre sin cabeza.

En ese momento sintió el primer fuego en las entrañas...

Vuelve decían los labios sensuales...regresa....

Le ardieron las tripas. El ardor era lo más intenso que sintió en su corta vida.

Piedad quiso gritar pero no salió ningún sonido de su garganta.

Era mudo.

Los dioses en su locura lo habían enmudecido...

Igual grito.

Aunque no tenga voz.

Entonces el dolor ceso.

...vuelve...repitieron los labios sensuales...y vio algo más entre las sombras...un rostro blanco.

Muy blanco.

Y el calor que emanaba.

Y vislumbro unas paredes oscuras y viejas a su alrededor. Viejas formas. Estatuas vetustas y sombras siniestras.

Viejos señores.

...no sabes nada...

Si...si lo sé... se del sonido de espadas. Del amor de hermanos....una hermana pequeña llena de venganza....pero no sé del amor de una madre....

...vuelve...dice la voz de labios sensuales...y ve algo más...un rostro hermoso...con forma de corazón...

A lo lejos aulló un lobo...

Yo jamás fui un lobo dijo una mujer de cabellos de fuego...pero si fui tuya...

Y una sombra se acercó...era fácil acercarse...todo era oscuridad.

Llevaste esa piel demasiado tiempo.

..Te olvidaste de quien eres en realidad...y eso es mi culpa.

...las promesas son fuego...

...y yo siempre mantengo mis promesas...dijo el espectro...

Vive como hombre y eventualmente serás hombre...vive como lobo y serás lobo...vive como...

Y entonces llego el segundo ardor...despiadado...le quemo el corazón...

...vuelve...dijo la voz...una voz bella y despiadada...una voz hermosa...y vio un rostro en forma de corazón...

...y vio los ojos rojos...

...maldito seas...serás cien pieles y ni una sola....

...ese no soy yo...

Y cayó.

O soñó que caía...

Vio a una mujer rodeada de tres lenguas de fuego. Marchando rodeada de caballos de fuego hacia un destino falso...

Vio a rey ahogado en su maldad.

A un dragón bañado en oro refulgente y llevando a multitudes en sus mentiras

Cuando la carne muere…

El espíritu sigue vivo....

Había nacido en medio de la sangre y los gritos. Aparte de eso no sabía nada. Recordaba un rostro sincero y pechos generosos. Nunca había sentido hambre pero tampoco recordaba amor en su niñez.

Un centenar de cuervos se levantaron en vuelo graznando a su paso...

...vuelve...dijeron los labios y la mujer...ahora la  veía,  era una mujer...en la oscuridad lo llamaba...regresa a mi señor...

Unas alas batieron el aire rítmicamente...

Y entonces sintió el tercer ardor...y le quemo la mente y se apodero de todo y en el no hubo ni siquiera mala memoria...

Y entonces camino por entre las tumbas de los reyes del norte...no soy uno de ellos les intentaba decir...no lo escuchaban...entonces un aliento cálido corrió entre las tumbas y se transformó en un aliento más ardiente. Tanto que quemo a los espectros...un dragón había nacido...y le dijo...tú no eres un lobo… tu eres un dragón...

Y un hombre de honor le dijo...eres un lobo...y también un dragón...




Se que a Martin no le gustan los fanfiction pero en este caso cumple con algunas de sus ideas: no deseo sacar dinero. Lo comparto porque creo que a algunos les gustara, si alguno de ustedes tiene cosas similares pueden enviármelas que las publicaremos a seveangel@gmail.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario